Skip to main content

La moción aprobada en Pleno contempla solicitar al Gobierno de Canarias avance en la universalidad de la educación infantil de 0 a 3 años y amplíe la oferta pública, incluyendo en la misma las plazas disponibles en los centros privados de las islas.

Los consejeros del Cabildo de Tenerife han aprobado en el Pleno celebrado en el día de hoy y de manera institucional instar a la Consejería de Educación del Gobierno de Canarias a que, dentro del Plan Estratégico para el Primer Ciclo de Educación Infantil, avance en la universalidad y calidad de la educación infantil ofertada para la atención de menores  de cero a tres años con la creación de nuevas plazas públicas y se integre en dicha oferta las plazas de los centros privados existentes mediante acuerdos de colaboración.

Todos los grupos con representación en el Cabildo están de acuerdo en que la ampliación del número de plazas se haga tanto a través de los centros pertenecientes a la propia Consejería de Educación, con las escuelas infantiles de titularidad municipal, así como con los centros privados de educación infantil.

La moción aprobada fue propuesta a instancias de la consejera de Educación, Concepción Rivero, de Ciudadanos. La consejera defendió que hay que garantizar el acceso universal a esta primera etapa de la educación infantil y aprovechar todos los recursos, tanto los centros públicos como los de titularidad privada.

Asimismo, el Cabildo Insular ha mostrado su plena disposición para colaborar en cuanto sea necesario para facilitar la puesta en marcha del tan necesario sistema de oferta pública de plazas de educación infantil de 0 a 3 años en Canarias, garantizando el acceso a la misma de todos los niños y niñas residentes en el Archipiélago.